Se paga adelante (1): Mi carta blanca


Con este verso, “devuélvele a la vida esa sonrisa infinita que tanto se merece” pago adelante con agradecimiento la ternura de seguir mi rincón cibernético y comparto la entrada del blog, un más bien un poemario cibernético, Mi Carta Blanca: Lluvia. Un poema para levantar el espíritu en momentos de tristeza, un recordatorio a sonreír. ¡Y sonríes cuando llegas a la despedida!: “Att. con mucho amor“. Una despedida sencilla que evoca ternura y te da a conocer que el ser que escribe estas palabras habla desde la profundidad de su alma y solo tiene deseos hermosos para ti.

En el enlace “¿Por qué?” nos dice que “Sin saber cómo ni porque la poesía llego a mí”. Sin embargo, tres versos más abajo contesta la interrogante: “Por ser un alma libre y por querer vaciar mi corazón en una hoja de papel.” Cuando la palabra escrita te seduce, no hay de otra que dejarse seducir. Convertirla en un estilo de vida como ha hecho Mi Carta Blanca.

Te invito a darte una vueltita por Mi Carta Blanca y deleitarte por unos minutos de buena poesía.

PS: Este es solo el primero de una serie de agradecimientos a esos que han tomado el tiempo de visitar y seguir mi blog. ¡Pendientes, que vienen más! Y de antemano, gracias desde lo profundo de mi alma. Un abrazo.

Nos leemos pronto,

A.R. Román

Advertisements