Deborah Milagros: Requiem por los Mexias / Maité Reyes: Murmullos


Deborah Milagros (San Juan, 1980) is as diverse as her interests. She is a self-taught writer with a passion for poetry, short stories and all kinds of romances. Over the years, Deborah blogged about books, experiences and current news from a Puerto Rican perspective, but professionally, she is an architectural designer with a love for inclusive design and ageless communities. In all, Deborah Milagros is a kaleidoscope of ideas and possibilities.


Requiem para los Mexias

Temblaba como una hoja de yagrumo en el viento,
esperando como todos conocer nuestro destino.

De las aguas llegaban aquellos que todos querían,
para dejarnos sin más que desolación en unos días.

Ya no podíamos pelear por lo que era nuestro,
hombres morían, niños corrían, mujeres sufrían.

Aún así, a todos traté de convencer sin éxito alguno
de comenzar una última lucha por nuestras tierras.

Nuestros dioses nos las habían entregado
y eran el legado de los hijos de mis hijos.

Nadie escuchó mis ruegos, y gracias le doy a esos dioses
por dejar mis palabras perderse entre las olas.

Aunque tengamos que entregar lo que somos
para vivir de las migajas de lo que un día fue nuestro.

Ya estaban aquí observándonos desde lo lejos,
como escogiendo animales antes de un sacrificio.

Cuando sus ojos encontraron los míos
mi sangre taína comenzó a hervir en mi ser.

Si más, una corriente recorrió mi cuerpo,
por primera vez anclándose en mi vientre.

Al fin supe que vendería mi pueblo como todos
los de aquí, recibiríamos a los invasores.

Uno de ellos cautivó mi alma con su mirada
despojándome del amor a mi tierra.

Su cabello era cobrizo como la arena mojada,
su piel oscura como la noche serena.

Sus palabras extrañas salieron de sus labios perfectos,
“Pedro Mexias” murmuró fulminando mi ser.

Lentamente presionó su dedo en su pecho
tratando de hacer que mi razón entendiese.

“Yüisa” contesté repitiendo su gesto,
mientras mi ser me abandonó frente a él.

Al igual que todos en ese momento,
acepté entregando más de lo que debía.

Muchos años han pasado y sigo sin nada,
Pedro lo tiene todo incluyendo mi alma.

Ante muchos no soy más que otra india vendida,
pero para él soy la luz de sus días.

Los latifundios de mis ancestros
ya no son más que tierras baldías y abandonadas.

Tristemente ya no quedamos muchos nativos,
aunque estamos reflejados en todos los que nacen.

Ahora que a su lado muero protegiendo los nuestros,
entiendo lo que hice aquella tarde soleada.

Gracias a ese sacrificio serán miles las generaciones
que caminarán por estas playas benditas.

Sin importar el tiempo todos nos verán,
estaremos en todos lados y en todas las tierras.

En los mares, el cielo y más allá de los límites
nuestra sangre permanecerá viva y cambiante.

Le daremos forma al futuro de las Antillas
con mis raíces taínas y su raza afro-española.

La música de mi pueblo servirá para atraer
Y su mirada sellará el destino de los hijos de nuestros hijos.

©Deborah Milagros para el poema Requiem para los Mexias. Todos los derechos reservados.


Visit Deborah Milagros at her Website: http://about.me/DeborahMilagros


Este ser de sangre española, africana, y taina proviene de la bella isla de Puerto Rico. Nací un 13 de diciembre del año 1993. Fui llamada María Teresa, pero en realidad soy Maité. Me gradué de la Academia San José y asisto a la Universidad de Puerto Rico, recinto Rio Piedras. Me concentro en el arte y la tecnología. Aspiro a salvar el mundo con abrazos y sonrisas, ser animadora de computadoras, maestra, y enfermera para ancianos. En algún punto de mi vida viajaré América del Sur en motocicleta como Ché Guevara. Amo el expresionismo, bueno, lo encuentro como algo principal que todo ser humano debe de practicar.


Murmullos

Murmullos
Mestizaje de murmullos
causados por unos entes voladores
equipados con seis patas

lampiñas para el iris humano
excesivamente cargados de pelusas de pelos a la billonésima

insertados en la superficie de este
como la semilla que reside bajo el suelo húmedo yenriquecedor

e           s          p        a        r     c    i     e   n      d    o     s   e

sin límites
sin barreras 

el suelo se aprieta
 vehemencia caliente
 sudor
 succión del aire
 ausencia del oxígeno

 s i  l  e   n   c  i   o

 Nació el árbol

s i  l  e   n   c  i   o

Nació la flor

s i  l  e   n   c  i   o

Nació el tomate

s i  l  e   n   c  i   o

Sonó el tambor
el dador de vida

Pápapa   PÁ
Pápapa   PÁ
Pápapa   PÁ

Surgió la melodía
Al poco tiempo
contagió al resto de la vida
y la vida se movía así
así
así
y se reía
sesonreía
y el corazón se abría

A cada alma le entregó su guía
y estos florecían al seguirla.
aquellos que no,
se perdían en un laberinto de murmullos
murmullos eternos
extinguidores del tambor

Creadores del eco nubloso
 exhaustos
 deshidratados
 ansiosos
 en busca para humedecerse
 en el suelo enriquecedor
 donde reside la semilla. 

©Maite Reyes para el poema . Todos los derechos reservados.


Enlaces de Maite: Website: http://maiterium.wordpress.com/
http://maitereyes.tumblr.com

3 thoughts on “Deborah Milagros: Requiem por los Mexias / Maité Reyes: Murmullos

  1. Queridas poetisas: os admiro de todo corazón.
    Conocozco a Debora por su poesía, y ya sus versos me conquistaron en el mundo de la literatura.
    Maité: tu poema es impresionante. Mi cuerpo y mi mente se han despertado más aún a la vida después de leer tus versos. Me han inspirado para escribir de nuevo poesía.
    Muchas gracias a ambas.

Deja tu comentario, comencemos un diálogo. / Leave your comment, let´s start a conversation.

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s